Lo detienen por violencia familiar y lesiones en contra de su pequeña hija

Dolores Hidalgo.- Miguel Ángel , un hombre  de 21 años de edad, quedó sujeto a prisión preventiva imputado por los delitos de violencia familiar y lesiones en agravio de su pequeña hija a quien desde los cuatro meses violentaba físicamente cubriendole el rostro para que no llorara y en fechas recientes la agredió provocándole traumatismo craneoencefálico, las agresiones se daban en presencia de la madre a quien amenazaba.

En audiencia inicial, un sujeto de 21 años fue imputado por los delitos de violencia familiar y lesiones graves en agravio de un bebé de 4 meses, así lo dió a conocer la Procuraduría General de Justicia del Estado. En la resolución, MIGUEL ÁNGEL quedó sujeto a proceso, con lo cual quedó en prisión preventiva y la investigación por estos hechos, formalizada.

El Ministerio Público solicitó al juez la prisión preventiva como medida cautelar para garantizar la comparecencia del imputado en el juicio, el desarrollo de la investigación, la protección de la víctima y los testigos de estos hechos.

MIGUEL ÁNGEL es acusado por los delitos de violencia familiar previsto y sancionado por los artículos 221, 221-A fracción I y II inciso a) y el delito de lesiones graves en término de los numerales 142, 145, 147 y 151 del código penal, lesiones que ponen en peligro la vida y deja perturbación grave de la conciencia y con agravante de la pena en términos del artículo 151 que hace referencia al parentesco.

El Agente Especializado del Ministerio Público en la Unidad de Atención Integral a las Mujeres, logró establecer los delitos cometidos en ofensa de una bebé quien tenía 4 y 8 meses de edad al momento de la conducta.

El cierre de esta investigación está previsto por cuatro meses, es decir al 7 de enero de 2019.

El expediente señala que desde los cuatro meses de edad, este sujeto golpeaba a la niña y la insultaba cuando lloraba, realizando agresiones en su contra como taparle la boca con la mano, jalarla de los cabellos, ponerle una almohada en la carita y la apretaba para callar su llanto. Incluso llegó a sacudirla en distintas ocasiones de manera agresiva.

En fechas recientes, el hombre le puso su mano en la cara de la bebé y la presionó contra un sillón. La menor estuvo a punto de ser asfixiada de no mediar la intervención oportuna de la madre, quien no denunció los hechos en su momento.

El 14 de marzo de este año, la madre salió a trabajar y él no le permitió llevarse a la bebe, le dijo que le haría daño si regresaba tarde del trabajo. La amenaza fue cumplida.

La madre regresó a las 6 de la tarde y solo alcanzó a observar que una ambulancia trasladaba a su hija a recibir atención médica, presentaba lesiones y los médicos reportaron traumatismo craneoencefálico severo y hemorragia subaracnoidea.

La bebé fue ingresada al Hospital General de esta ciudad. El agresor dijo a los médicos que un perro había tirado a la niña de la carriola y la había golpeado con las patas.

Expertos de la división científica de la Procuraduría General de Justicia del Estado bajo análisis y estudios forenses desmintieron al indiciado y presentaron en su informe que no había coincidencias con las lesiones que presentaba la menor, algunas antiguas, con característica del síndrome del niño maltratado.

Ante la autoridad, el golpeador cambió la versión y dijo que la pequeña se había lesionado por una caída accidental. La PGJE pudo establecer que el indiciado la golpeaba al desesperarse porque la niña lloraba y no se callaba. Hoy está en prisión mientras se sustenta una investigación en su contra.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s